Actualidad

Siete claves sobre la devoción a la Divina Misericordia

El segundo domingo de Pascua se conoce como el Domingo de la Divina Misericordia. El Papa Francisco recordó en 2021 que “hace noventa años, el Señor Jesús se manifestó a santa Faustina Kowalska, confiándole un mensaje especial de la Divina Misericordia. A través de san Juan Pablo II, ese mensaje ha llegado a todo el mundo”, señaló.

Francisco Otamendi·24 de abril de 2022·Tiempo de lectura: 3 minutos
Imagen de San Juan Pablo II en el Santuario a la Divina Misericordia de Cracovia.
Escultura a San Juan Pablo II en el santuario de la Divina Misericordia en Polonia. Foto por Cicero. Cathopic.

Durante el rezo del Ángelus, el 21 de febrero de 2021, en plena pandemia, el Santo Padre Francisco recordó ese mensaje, que “ha llegado a todo el mundo, y no es otro que el Evangelio de Jesucristo, muerto y resucitado, que nos da la misericordia del Padre”.

El pensamiento del Papa se dirigióa Polonia, al santuario de Płock, y al saludar en particular a los fieles polacos. Éstas fueron sus palabras: “Hace noventa años, el Señor Jesús se manifestó a santa Faustina Kowalska, confiándole un mensaje especial de la Divina Misericordia. A través de san Juan Pablo II, ese mensaje ha llegado a todo el mundo, y no es otro que el Evangelio de Jesucristo, muerto y resucitado, que nos da la misericordia del Padre. Abramos nuestro corazón a él, diciendo con fe: ‘Jesús, confío en ti’”.

Posteriormente, el domingo 11 de abril, tal como informó Omnes, el Papa Francisco presidió, por segunda vez, la Misa de la fiesta de la Divina Misericordia, en la iglesia del Santo Spirito in Sassia de Roma. La Santa Misa se celebró en privado a las 10,30 horas y, al final, desde la misma iglesia, el Papa dirigió el rezo del Regina Coeli desde allí mismo, y no desde la Biblioteca del Palacio Apostólico, como estaba haciendo los últimos domingos, a causa de las restricciones sanitarias.

En esta misma web tienen sendos comentarios a las Lecturas de este domingo, realizados por Andrea Mardegan y Luis Herrera. Y aquí tienen algunas claves de la devoción a la Divina Misericordia, que sintetizamos con ayuda de arguments.es y otros expertos.

1. Cuándo se celebra la fiesta de la Divina Misericordia?

El segundo Domingo de Pascua. La imagen representa a Jesús en el momento en que se aparece a los discípulos en el Cenáculo, tras la Resurrección. El momento viene recogido en la lectura del Evangelio de este domingo.

2. Origen.

Celebró por primera vez esta fiesta el cardenal Angelini Fiorenzo, el domingo 11 de abril de 1999, en la Basílica de San Pedro, en Roma. El domingo 30 de abril de 2000, san Juan Pablo II canonizó a santa Faustina Kowalska, y declaró en la homilía: “Es importante que acojamos íntegramente el mensaje que nos transmite la palabra de Dios en este segundo domingo de Pascua, que a partir de ahora en toda la Iglesia se designará con el nombre de “domingo de la Misericordia Divina”, o “domingo de la Divina Misericordia”.

3. ¿Quién difundió la devoción a la Divina Misericordia?

La fiesta de la Divina Misericordia procede del mensaje de la misericordia de Dios que recibió sor M. Faustina Kowalska (1905-1938), que pide por la confianza en Dios y la actitud de misericordia hacia el prójimo. El mensaje subraya que Dios es misericordioso y perdona, y que nosotros debemos hacer lo mismo. Llama a proclamar y orar por la Divina Misericordia para el mundo, incluyendo la práctica de nuevas formas del culto. 

La devoción a la Divina Misericordia creció muy rápidamente después de la beatificación (18 de abril de 1993) y canonización (30 de abril de 2000) de sor Faustina y también debido a las peregrinaciones del Papa Juan Pablo II a Lagiewniki (1997 y 2002). En el año 2000, san Juan Pablo II canonizó a santa Faustina. Tanto Benedicto XVI como el Papa Francisco han recomendado esta devoción.

4. ¿Cuál es el mensaje de la Divina Misericordia?

En síntesis, que la Misericordia de Dios es más grande que nuestros pecados. Tener devoción a la Divina Misericordia requiere de una entrega total a Dios como Misericordia, y ser misericordiosos como Él es misericordioso.

5. ¿Qué es la coronilla de la Divina Misericordia?

Es un conjunto de oraciones utilizadas como parte de la devoción a la Divina Misericordia. Se suele rezar a las 15,00 horas, las 3 de la tarde (el momento de la muerte de Jesús), utilizando las cuentas del santo Rosario pero con diferentes oraciones.

6. Qué ha dicho el Papa Francisco sobre la Divina Misericordia?

“No es posible pensar en la Divina Misericordia sin la Resurrección del Señor, porque la Resurrección del Señor, la Pascua del Señor, es el culmen de la revelación de la Misericordia de Dios, aquella apertura a la vida, a la vida eterna. Es un don supremo que Dios ofrece al hombre en Cristo. Jesús ha venido al mundo precisamente para revelar el rostro misericordioso de Dios”.

7. Algunos recursos sobre la Divina Misericordia.

Pueden visitar o acudir al Santuario de la Divina Misericordia y Congregación de las Hermanas de las Madre de Dios de la Misericordia; leer y meditar el evangelio de este Domingo de la Divina Misericordia; la Carta apostólica ‘Misericordia et Misera’, del Papa Francisco, al concluir el Jubileo Extraordinario de la Misericordia; algunas homilías de san Josemaría Escrivá, como ‘El corazón de Cristo, paz de los cristianos’, o el trabajo ‘san Josemaría Escrivá de Balaguer y la devoción al Amor Misericordioso (1927-1935)’, en ‘Studia et Documenta’, año 2009; etcétera.

El autorFrancisco Otamendi
Colabora
¿Quieres noticias independientes, veraces y relevantes?

Querido lector, Omnes informa con rigor y profundidad sobre la actualidad religiosa. Hacemos un trabajo de investigación que permita al lector adquirir criterio sobre los acontecimientos y las historias que suceden en el ámbito católico y la iglesia. Tenemos a firmas estrellas y corresponsales en Roma que nos ayudan a que la información de fondo sobresalga sobre el ruido mediático, con distancia ideológica e independencia.

Te necesitamos para afrontar los nuevos retos de un panorama mediático cambiante y una realidad que exige reflexión, necesitamos tu apoyo.

Colabora
Newsletter La Brújula Déjanos tu mail y recibe todas las semanas la actualidad curada con una mirada católica