Cultura

Jonathan Roumie: “Para interpretar a Jesús siempre empiezo rezando”

En esta entrevista a corazón abierto, Jonathan Roumie, el actor que da vida a Jesús en la exitosa serie "The Chosen", apunta que “Dios puede redimir a cualquiera que busque redimirse”.

Jerónimo José Martín y José María Aresté·28 de octubre de 2022·Tiempo de lectura: 9 minutos
J_Roumie_chosen

Foto: Jonathan Roumie caracterizado como a Jesús en "The Chosen" ©Angelstudios

Se ha convertido en un fenómeno global a una escala que, ni el director ni los actores pudieron imaginar cuando comenzaron a rodar The Chosen (Los elegidos). Esta serie sobre Jesús de Nazaret y sus primeros seguidores, ha hecho historia en la producción audiovisual, por la financiación por crowdfunding (micromecenazgo) de los 26 episodios de sus tres primeras temporadas —8 episodios convencionales en cada una más dos especiales navideños— y también por sus 420 millones de visionados por Internet en más de 140 países y en 56 idiomas.

Jerónimo José Martín y José María Aresté, autores de esta entrevista, pudieron compartir, el pasado agosto, días de rodaje y entrevistas en Midlothian, Texas, “campo base” de producción de la serie, creada por Dallas Jenkins, un cristiano evangélico de 47 años, casado desde 1998 con la escritora y profesora Amanda Jenkins, y padre de cuatro hijos, el último de ellos, adoptado.

Jonathan Roumie interpreta a Jesús. De 48 años, es hijo de padre egipcio y madre irlandesa. Roumie fue bautizado en la Iglesia Ortodoxa Griega, pero se convirtió al catolicismo cuando se mudó de Nueva York a sus alrededores. Ha aparecido en varias series televisivas, ha doblado diversos videojuegos, ha sido explorador de localizaciones para superproducciones como Spider-Man, La búsqueda o Soy leyenda, y hasta ha grabado una canción original, Outta Time, lanzada en Europa para el álbum Unbreakable, que él mismo coprodujo.

Roumie ya interpretó a Cristo anteriormente.en un proyecto multimedia itinerante sobre la vida de Santa Faustina, titulado Faustina: Messenger of Divine Mercy (Faustina: Mensajera de la Divina Misericordia), y también en Once we were Slaves / The Two Thieves (Una vez éramos esclavos / Los dos ladrones). Roumie también es coproductor, codirector y actor principal de The Last Days: The Passion and Death of Jesus, una actuación en vivo sobre la pasión de Cristo. Además, el actor ha sido ministro extraordinario de la Sagrada Comunión dentro de la Iglesia Católica, y es vicepresidente en las juntas directivas de dos compañías sin fines de lucro: Catholics in Media Associates y GK Chesterton Theatre Company. Roumie vive en Los Ángeles desde 2009, y en 2020 fue nominado para el título de caballero papal de la Orden de San Gregorio Magno.

Nos han dicho que hablas un poco de español

– Un poquito. Muy poquito. Pero nos las arreglaremos…

Y nos las arreglamos muy bien en un inglés, por nuestra parte, manifiestamente mejorable…

En The Chosen (Los elegidos) hay muchos personajes interesantes, pero obviamente el tuyo es el más difícil de interpretar y todo un reto para cualquier actor. ¿Cómo te preparas para encarnar a Jesús de Nazaret?

– Lo primero, gracias por acompañarnos. Para interpretar a Jesús siempre empiezo rezando, leyendo y meditando los evangelios y, como católico que soy, yendo a Misa, participando en ella y en los demás sacramentos, y llenándome de ese espíritu. Y después, leyendo otros libros sobre los aspectos históricos de Jesús, sobre el contexto social, político y económico de la Judea del siglo I, e intentando documentarme sobre el judaísmo de ese tiempo y las tradiciones de los rabinos. En la serie tenemos acceso a varios expertos en esos ámbitos, que nos ayudan a entender más en profundidad cómo debían vivir estas personas en el siglo I. Es estupendo. Pero yo siempre comienzo rezando…

Háblanos de la evolución de tu Jesús en esta tercera temporada.

– En esta tercera temporada, Jesús va un paso más allá. Comienza a llamar la atención, los fariseos empiezan a fijarse en él y a pensar: “A ver si Jesús va ser un problema”. El año pasado hablamos de remover el avispero. Este año no lo va a remover, va a ir mucho más allá. Vemos que entre los discípulos empieza a haber más enfrentamientos, y Jesús los tiene que controlar y asegurarse de que entiendan por qué hace lo que hace.

Todos los aspectos de la serie suben un peldaño más. Como se van a proyectar varios episodios en salas de cine, todo es mucho más cinematográfico y épico. La gente se va a quedar de piedra con esta tercera temporada. Va a ser fantástica. Tengo muchas ganas de que la gente la vea.

Nos gustaría preguntarte por la humanidad de Cristo. Los cristianos creen que Jesucristo es Dios y hombre a la vez. Y quizá una de las cosas más originales de la serie es el sentido del humor, los chistes, los momentos cómicos…

– Sí. The Chosen (Los elegidos) se diferencia de otros retratos de Jesús en que permite que salgan a la luz sus aspectos más humanos. La experiencia humana no sería completa sin reír, sin llorar, sin guiñar un ojo de vez en cuando. Ser humano es eso. Son reacciones y conductas humanas. Las personas bromeamos. Jesús no estaba exento de esa parte de humanidad. Era totalmente humano y totalmente divino.

¿Y qué es ser totalmente humano?

– Como podemos permitirnos el lujo de rodar bastantes episodios durante varias temporadas, podemos desarrollar esa parte y mostrarle al público los detalles de esa humanidad que pudo tener. Creo que ha sido el ingrediente secreto del éxito de la serie. La gente quiere saber cómo pudo haber sido Jesús, y hasta ahora no lo habíamos visto. Yo tengo la suerte, la bendición y el honor de ser el actor que les transmita esa imagen. Y el impacto ha sido enorme. La respuesta del público ha sido buenísima, increíble.

¿Cómo te está influyendo este trabajo a nivel personal?

– Sobre todo me está influyendo a través de ese impacto que está teniendo la serie en la vida de la gente. La historia más impactante que recuerdo ahora mismo es la de una joven a la que conocí el año pasado. Creo que tenía 19 ó 20 años. Me contó cómo era su vida un año antes. Tenía una depresión muy grave, tanto, que iba a suicidarse ahorcándose en casa de sus padres. Incluso tenía escrita una nota de despedida. Y alguien, creo que uno de sus amigos, la convenció de no hacerlo y le puso un episodio de The Chosen (Los elegidos), quizás el primero. Y aquel episodio la emocionó tanto, aquella nueva visión de Jesús le supuso un cambio tan grande, que sintió que su vida valía algo, que Dios la amaba y que tenía un lugar en el mundo para ella. Y decidió no matarse. Un año después me lo contó. Le acompañaba su familia. Lloramos todos. Hace cosa de un mes hablé con el padre y me dijo que ahora esta chica trabaja con otros jóvenes que sufren depresión o que necesitan atención psicológica. Los está ayudando a superar sus propios problemas. Su vida es otra. La serie se la ha cambiado por completo. Con tener ese impacto en una sola persona, ya ha valido la pena hacerla.

¿Qué les dirías a los potenciales espectadores, tanto cristianos como no creyentes, para animarlos a ver la serie? Porque el cristiano puede pensar: “Esto ya me lo sé. No necesito volver a verlo”. Y el no creyente puede pensar: “Esto a mí no me interesa”.

– Creo que les citaría una de las frases de la serie: “Venid y veréis”. Hace poco se hizo un documental sobre la generación Z. Tomaron a nueve chavales de esa generación, los metieron en una sala, no les dijeron qué iban a ver y les pusieron la primera temporada de nuestra serie. Y la reacción de aquellos chavales… Muchos habían tenido malas experiencias en el pasado con iglesias de uno u otro tipo. Pero ver la serie les abrió otras posibilidades. Vieron que Dios, Jesús y la fe no tenían por qué estar vinculados a aquella experiencia negativa, a aquel edificio o a aquella comunidad concreta, sino que Dios es mucho más que un edificio, o más que una confesión concreta por encima de otra. Y fue porque les pareció entretenida una serie de televisión que muestra a Jesús y sus discípulos como no se los habían imaginado antes.

Creo que esta serie tiene la posibilidad de influir en las personas como ellas mismas no sabían que lo necesitaban. Ese es el auténtico regalo. La gente viene y ve. De hecho, si te bajas la aplicación, puedes ver el documental que te digo, y ver esas reacciones y las interacciones que tuve con un par de aquellos chicos.

¿Y respecto a los no creyentes, agnósticos, ateos?

– La serie es para todo el mundo. Nos han llegado mensajes de personas sin religión, de cristianos de lo más devoto… Hasta nos llegó un mensaje de un tipo que dice ser devoto de la Iglesia de Satán. Decía algo así: “¡Me encanta la serie! No me creo lo que pasa en ella, pero la serie en sí me encanta”. Para mí, ya es un comienzo. Ya es algo.

Si Dios, con una serie, puede llegar a una persona que ni en un millón de años se identificaría con algo así y que esa persona diga que le gusta… Si eso pasa, todo es posible.

Las elegidas, la figura femenina en The Chosen

Nos gusta que en The Chosen (Los elegidos) las mujeres tengan papeles relevantes.

Ciertamente, en la serie tenemos personajes femeninos muy potentes. De hecho, muchas de las frases más memorables las dicen mujeres. Y las mujeres influyeron muchísimo en el ministerio de Jesús. Se reveló públicamente como el Mesías ante una mujer. La primera persona a la que se reveló después de la resurrección fue María Magdalena. Creo que Jesús empoderó a las mujeres en una época en la que la cultura no lo hacía. Para aquella cultura, las mujeres eran secundarias, y Jesús les dio protagonismo aunque no ejercían ninguna función en la sociedad ni en el ministerio sacerdotal. Por ejemplo, la mujer de Samaria. Jesús eligió revelar su identidad a una samaritana. Los samaritanos, en aquella época, se llevaban a matar con los judíos. Y aun así, busca a esa mujer y le revela su papel, su cometido. A ella, que es una mujer. El ministerio de Jesús da protagonismo a las mujeres. La serie ha hecho hincapié en muchos de esos ejemplos y lo seguirá haciendo.

The chosen_mujeres

Háblanos de una mujer en concreto. Tu madre, la Virgen María. A la que, por cierto, llevas en la espalda ( vestía una camiseta blanca con una moderna recreación de la Virgen de Guadalupe)

Te refieres a esta, ¿no? Ya. Es la Virgen de Guadalupe. Bueno, es la madre de toda la humanidad. Cuando Jesús estaba en la cruz, confió a su madre a su discípulo Juan. A toda la humanidad, de hecho.

¿Y las escenas de la serie con tu madre?

– La actriz que interpreta a María se llama Vanessa Benavente. Y bueno… Esperad a ver la tercera temporada… Con algunas de nuestras escenas juntos de la tercera temporada os quedaréis… Vanessa es buenísima. Bue-ní-si-ma. Me encanta trabajar con ella. No me hace faltar ni actuar, solo mirarla y pensar en mi madre. Además, mi madre y ella miden más o menos lo mismo.

En la primera temporada, en las bodas de Caná, la primera vez que la veo, la abrazo, la levanto en volandas y le doy una vuelta, así [hace el gesto]. Es algo que yo suelo hacer con mi madre. Pregunté a Dallas si le parecía bien, y me dijo que sí. Así que lo hicimos Rodar con ella es facilísimo.

¿Cómo es Dallas Jenkins como director, sobre todo contigo?

– Fantástico. Es uno de los directores más colaborativos con los que he trabajado. Es genial.

¿Cuál es tu escena preferida de las dos primeras temporadas de la serie?

– Ese encuentro con mi madre en Caná —que hemos comentado— es una de mis escenas favoritas. Normalmente, son escenas que comparto con actores con los que me llevo muy bien. También las escenas con María Magdalena están entre mis preferidas.

Si tuviera que elegir una, quizá elegiría la primera aparición de Jesús con María Magdalena. Me parece una manera genial de presentar a Jesús. ¡En un bar, nada menos! Y luego, cómo sigue a María Magdalena.

Cuando la veo, es como si viera a otro actor. Es como si no fuera yo. Pero me llega igualmente. No la entiendo del todo. Tiene algo místico. Y creo que es por la verdad de lo que pasa en la escena y lo que significa. Que Dios puede redimir a cualquiera que busque redimirse. Esa es la fuerza de esa escena. Por eso es una de las favoritas de los fans desde el principio.

«The Chosen» en España

La  distribuidora A Contracorriente ha apostado fuerte por la serie. Han acometido el doblaje de la serie al castellano español, algo que reclamaban todos los fans y, además de en versión original subtitulada, la primera temporada de la serie ya puede verse también doblada en el canal AContra+, y está previsto su lanzamiento en DVD y Blu-ray el 29 de noviembre.

Además, habrá estrenos exclusivos limitados en salas españolas, siguiendo la estela de Estados Unidos: su primera temporada se podrá ver en cines de nuestro país en un estreno que se dividirá en tres partes: el 2 de diciembre, The Chosen: Te he llamado por tu nombre (piloto y episodios 1 y 2); el 9 de diciembre, The Chosen: La piedra sobre la que se edifica (episodios 3, 4 y 5) y el 16 de diciembre The Chosen: Compasión indescriptible (episodios 6, 7 y 8).

The Chosen (Los elegidos) es la primera adaptación cinematográfica en varias temporadas sobre la vida de Jesús. Una serie que se ofrecerá en 7 temporadas, con más de 50 episodios, y que está íntegramente financiada por donantes.

Se trata del mayor crowdfunding en la historia de las producciones audiovisuales: para la primera temporada, más de 19.000 personas donaron 11 millones de dólares, y para la segunda y tercera temporada (ahora en post-producción) se han recaudado más de 40 millones de dólares.

En el transcurso de sus dos primeras temporadas, la serie ha recibido elogios de la crítica y el público por su precisión histórica y bíblica y su espíritu lúdico, y por ser un drama conmovedor con toques de humor genuino y con un gran impacto.

Además, viene avalada por varios premios, como el de la Actuación más inspiradora en televisión en los MovieGuide Awards para Jonathan Roumie, o el premio Film & TV Impact en los K-Love Fan Awards. En España, se ha hecho con el premio a la mejor serie sobre el hecho religioso de los XXVII Premios Alfa y Omega 2022.

El autorJerónimo José Martín y José María Aresté

Colabora
¿Quieres noticias independientes, veraces y relevantes?

Querido lector, Omnes informa con rigor y profundidad sobre la actualidad religiosa. Hacemos un trabajo de investigación que permita al lector adquirir criterio sobre los acontecimientos y las historias que suceden en el ámbito católico y la iglesia. Tenemos a firmas estrellas y corresponsales en Roma que nos ayudan a que la información de fondo sobresalga sobre el ruido mediático, con distancia ideológica e independencia.

Te necesitamos para afrontar los nuevos retos de un panorama mediático cambiante y una realidad que exige reflexión, necesitamos tu apoyo.

Colabora
Newsletter La Brújula Déjanos tu mail y recibe todas las semanas la actualidad curada con una mirada católica